¿Realmente contribuye la industria vasca al programa nuclear de Irán?

valvulaLas alarmas saltaron en noviembre del año pasado: una empresa de Durango estaba siendo investigada por la policía y la Agencia Tributaria por tomar parte en un presunto delito de violación del embargo decretado por Naciones Unidas contra el programa nuclear de Irán. Concretamente se acusaba a dicho productor de bienes de equipo -concretamente Ona Electroerosión– de enviar maquinaria y suministros industriales a través de una tapadera con domicilio social en Estambul, desde donde el género se remitía a Teherán después de los convenientes manejos de logística de almacenes y contabilidad. Todos los datos habían sido facilitados por el Ministerio del Interior en una nota de prensa que desde entonces medios informativos y páginas web repiten de modo literal y con la acostumbrada insistencia.

La situación se acaba de repetir durante los últimos días. Esta vez conocemos el destacado papel que el Juzgado de Instrucción Nr. 5 está jugando en el caso, y los presuntos responsables de la fechoría también tienen una razón social, o mejor dicho varias: Fluval Spain S.L. y Lázaro Ituarte S.A., empresas pertenecientes al grupo Valvospain con sede en la localidad alavesa de Amurrio. Inspectores de la Agencia Tributaria y agentes del Departamento de Inteligencia de la Guardia Civil han intervenido abundante documentación y ordenadores con el objeto de prácticar un minucioso examen que permita arrojar luz sobre los hechos.

Ni qué decir tiene que, hallándonos al comienzo de las pesquisas, la cosa dista aun de estar clara, y pasarán meses antes de que la investigación aporte una evidencia útil en términos judiciales. Gracias a Dios los medios de comunicación, con su clarividencia habitual, nos han ahorrado gran parte del trabajo. Sí señor, se confirma, acaban de desmantelar una red empresarial dedicada a sortear el embargo de Naciones Unidas sobre mercancías industriales susceptibles de ser utilizadas en la fabricación de una bomba nuclear para los mullahs. Esto pone de relieve varios temas de rabiosa actualidad: la delicada situación política en Oriente Medio, el papel cada vez más importante de los soportes informáticos en la investigación policial y, sobre todo, la importancia de los denominados bienes duales -aquellas máquinas, herramientas y semielaborados que pueden usarse indistintamente en la producción de artículos civiles y artefactos bélicos-. Obama también estará contento. Pero, ¿qué me dicen ustedes de la reputación de esas empresas? ¿y de las perspectivas para sus prósperos mercados en Estados Unidos y los países de la Unión Europea, con toda esta publicidad negativa que se les está haciendo sin esperar a los resultados de la investigación policial y el juicio?

Precisamente en un momento en que nos hemos propuesto apostar por la industria como estrategia clave para superar la crisis económica. Sigamos asi y no les digo lo que van a comer los trabajadores vascos porque ya no se estila el escribir zafiedades en los blogs.

2 comentarios to “¿Realmente contribuye la industria vasca al programa nuclear de Irán?”

  1. ¡Perdón! Me he votado a mí mismo sin querer. No piensen que es vanidad.😦

  2. Hoy en la prensa hay una carta de los familiares del asesinado Inaxio Lasa dirigida a su asesino y sobre todo a quienes difamaron su nombre y aquellos que dieron publicidad de dicha difamación. Vamos tranquilamente podría estar dirigida a usted señor Lázaro.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: